Me siento mal por estar gordo, ¿qué puedo hacer?


¿Realmente te sientes mal por estar gorda o gordo? Créeme cuando te digo que todos hemos sufrido en alguna ocasión ese sentimiento tan destructivo y que tanto daño nos hace por dentro (y seguro que has disimulado mucho cuando estás con gente conocida para que no te vean de bajón).

Lejos de autocompadecerse y pensar que eres la peor persona del mundo, dale la vuelta a esos sentimientos, y que esos mismos sean los que te den fuerzas para seguir adelante.

¿Has tocado fondo? Es la mejor noticia que puedes tener. Si te sientes mal por estar gorda, no te preocupes, con tu esfuerzo y con esta comunidad que deseo montar podemos salir adelante.

Todo esto que dices es muy bonito, pero ¿qué hago para sentirme mejor?

Mira, pienso que, salvo en determinadas circunstancias, los culpables del sobre peso que llevamos somos nosotros mismos. Quizás la causa de la obesidad que padecemos sea que hemos descuidado la dieta en algún momento de nuestra vida, pero también puede ser que la hayamos dejado de lado por ignorancia o por conceptos que podamos tener que son erróneos.

La buena noticia de todo esto está clara, y es que si tú mismo has cavado ese pozo sin fondo, también puedes construir la cuerda que podremos escalar y que hará que salgamos de ese abismo tan oscuro.

Y sobre todo, debes meterte algo en la cabeza. Ya puedes leer este blog de cabo a rabo, informarte por miles de páginas en internet y buscar mil y una dietas, pero hay una cosa que debes hacer ante todo (y quizás cuando lo leas te pensarás que te estoy tratando como a un estúpido): Debes actuar, moverte, llevar la dieta a rajatabla, ver las comidas prohibidas como un veneno y no como una recompensa, hacer ejercicio a diario hasta acabar exhausto, llevar un estilo de vida sano, comer como es debido … Es decir, debes hacer todo lo que ya sabes que tienes que hacer para conseguir sentirte bien contigo mismo, y no sentirte un deshecho humano grasiento y al que le falta la respiración cuando da dos pasos.

¿Existen caminos más rápidos que otros?

Sin duda alguna, existen muchos caminos para alcanzar esos objetivos, pero muchos de ellos pueden poner en riesgo tu salud a corto plazo, y no digamos si es un plazo mayor.

Además, no solo debemos pensar en el plano físico, también debemos tener claro que el plano mental y emocional es clave para poder tener el cuerpo que queremos tener. Digo esto porque es muy normal que en ciertas comidas de la semana queramos ingerir cosas prohibidas, y casi todas las dietas prohiben estos excesos. Yo pienso que sí que se pueden hacer si tenemos claro que la dieta se lleva a rajatabla en determinados momentos, pero que esas comidas trampa también son parte de la dieta y que tenemos que utilizarlas convenientemente para saciar nuestros instintos y saciarnos.

Ahora bien, lo que no podemos hacer es basar nuestra vida en una alimentación muy pobre entre semana, con una ingesta alta de hidratos de carbono y frutas (aunque sean en poca cantidad) y a su vez que nuestro deporte principal sea una caminata de media hora cada día. Luego llegará el fin de semana y comerás lo que se te antoje, y con esto lo único que vas a conseguir es que tu cuerpo se estanque en ese determinado peso y no consigas adelgazar nunca. Además, con el paso de los años, no solo te estancarás, sino que incluso llegarás a engordar y no podrás explicarte el por qué de esta situación.

A cambiar tu estilo de vida, ¿hay algo más maravilloso?

Tengo que reconocer que soy una persona perezosa, y justamente esa pereza ha hecho que alcance los 133 kilos.

Ahora bien, yo he decidido no quedarme en casa y autocompadecerme. No quiero estar recluído sin salir y que poco a poco mis complejos se vayan apoderando de mi. Salgo, he retomado el gimnasio, quiero dar largas caminatas por la tarde, quiero cuidar mi alimentación, ver cómo adelgazo día a día y, por supuesto, disfrutar de comidas que se suponen son prohibidas para adelgazar, pero yo voy a comerlas y a demostrar que con el estilo de vida que estoy empezando a llevar se puede comer y disfrutar el doble que se disfrutaba antes.

¿Quieres ver cómo consigo estos objetivos? Espero que tu visita a mi blog te sirva de mucho, y espero verte todos los días por aquí 🙂

Lee más sobre: Psicología y motivación

Etiquetas: , ,
19 agosto 2012 Sin Comentarios
Deja un comentario !

Queremos saber tu opinión y por eso te animamos a que dejes un comentario en este artículo. Luego puedes suscribirte a él vía RSS.

Por favor, cuida tu ortografía. Cualquier comentario utilizado para hacer spam será eliminado.

You can use these tags:
<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>